El Marketing de los Riesgos Psicosociales

Para todos los que nos dedicamos a la Prevención de los Riesgos Psicosociales, descubrir que hay empresas que ya cuentan con estos servicios, es una fuente de esperanza,  es tener la certeza  de que no estamos predicando en el desierto y que tarde o temprano (esperemos que más temprano que tarde), todas o casi todas contarán con servicios similares, y la prevención del Estrés Laboral, estará tan generalizado como los extintores.

Hace unos días en una cena con antiguos compañeros de fatigas, nos pusimos al día de nuestros respectivos caminos laborales, la respuesta a la típica pregunta “¿Y a ti cómo te va?.

Alguno de mis antiguos colegas trabajan desde hace tiempo en una de estas empresas que ya cuentan con un Servicio de Prevención de Riesgos Psicosociales, y yo, curiosa por partida doble (interés personal y profesional), no pude por menos que interesarme por cómo funcionaba, por aprender de los que ya están en marcha mucho antes que yo, por saber qué repercusión tiene esto entre todo el personal de la compañía y si se aprecia el “antes” y el “después”. Aclaro: Antes de la entrada en vigor del servicio y después de ello.

Si alguien me hubiese hecho una foto en ese mismo instante, habría quedado patente mi más absoluto desconcierto, y decepción, por lo que me estaban contando. Lejos de haber aminorado los problemas que ya tenían de excesiva presión laboral (plazos imposibles, objetivos inalcanzables y errores garrafales en la gestión del mal llamado “recurso humano”), éstos siguen igual o peor, el único cambio que han percibido es que cuando alguna persona acude aquejado de ansiedad o estrés, directamente se le recetan ansiolíticos y, como se diría comúnmente “a tirar millas”.

¡¡Olé, Olé y Olé, así se hacen las cosas!!, al más puro estilo de marketing de cartón piedra. Mucho vender de cara a la galería que si se tiene esto y lo otro, mucho invertir en decir que se hace y, seguramente, promocionarlo a los cuatro vientos…¿Para qué?, ¿Para tener mejor prensa?, ¿Para estar mejor considerado?.

Todo esto sería igual de posible si el Servicio de Prevención no fuese únicamente un adorno sin contenido, podría ser Marketing con contenido, haciendo aquello para lo que está seguramente preparado, no hay mejor publicidad que un servicio de calidad, que unos empleados (cualquiera que sea su participación o rango en la empresa) que no se sientan estafados, engañados ya que se les dice que tienen, cuando no se les da nada o muy poco a cambio.

La Prevención de los Riesgos Psicosociales, el tratamiento del Estrés Laboral, funciona, tiene resultados beneficiosos y produce un incremento en todas las variables de mejora computables, y no computables. Es importante que se haga con profesionalidad, rigor y compromiso. Su objetivo es revertir situaciones dañinas y crear espacios que promuevan un entorno saludable, no idílico, sino socialmente natural en el que puedan resolverse los conflictos, problemas, malentendidos y crisis que seguramente se darán.

Esta situación, lejos de dañar únicamente la reputación de la Empresa en cuestión, también lo hace de la Prevención de los Riesgos Psicosociales, ya que todos, o muchos, sacan en conclusión que no es que su empresa haya desvirtuado este Servicio, sino que, sencillamente, el Servicio es inútil o no funciona.

Este servicio, tal cual está en esta empresa, es como tener los extintores vacíos, no sirven.

Sin embargo, los extintores (como la Prevención) son útiles…Solo hay que rellenarlos.

Author:

Nemoción es un equipo de psicólogos, dirigidos por Pilar Conejero e Inmaculada Jaén. Somos una empresa especializada en la Gestión del Estrés en los entornos laborales. Nemoción se ha convertido en un apoyo básico para empresas, centros de salud y centros educativos. Participamos activamente en el Programa de la OSHA "Healthy Workplaces".

Similar Posts